¿Cuánto más, mejor? ¿Siempre? A priori, uno tiende a pensar que sí, que siempre anhelamos tener más, sin importar si hablamos de dinero, belleza o inteligencia. Sin embargo, en esta ocasión, queremos plantear si existe un límite para ser guapo o listo o si cuanta más belleza e inteligencia poseamos, mejor. Reflexionemos sobre ello…

¿Qué valoramos más, la inteligencia o la belleza?

En realidad esto depende mucho de la población de la que hablemos, no es lo mismo preguntar a un adolescente que a un adulto si lo que le atrae de una persona es su atractivo o su inteligencia. En ambos casos las respuestas pueden ser muy dispares o similares, pero de lo que no hay duda es que estos se encuentran viviendo distintos momentos y hará que lo que valoren de la otra persona pueda ser muy distinto. A esto se le añaden otros factores como el entorno en el que se mueva la persona o el nivel cultural.

En el caso de la belleza, ¿cómo reacciona el entorno ante una persona que destaca por su atractivo físico? ¿Es aceptada o rechazada?

Hoy en día damos tanta importancia al atractivo físico de una persona que casi se podría afirmar que, exceptuando a una minoría, nadie rechazaría a una persona con un atractivo físico espectacular. Pero deberíamos preguntarnos ¿Cuántas personas son rechazadas por no poseer dicho atractivo? ¿Cuántas personas están hundidas anímicamente por el rechazo de la sociedad hacia su físico? Más bien, habría que preguntarse eso, y por qué permitimos que esto ocurra en una sociedad avanzada en la que tanto esfuerzo dedicamos para formarnos y prepararnos ya no solo profesionalmente sino ante los retos de la vida.

¿El comportamiento es distinto en función del género? Es decir, ¿cómo se comportan las mujeres ante una mujer guapa? ¿Y los hombres?

Los comportamientos y actitudes de los hombres y las mujeres no deberían variar mucho en este aspecto, pero ocurre. ¿Por qué? Aquí entran en juego variables negativas como la envidia, la competencia que la otra persona pueda ver en esa, así como el propio orgullo de no querer reconocer que la reacción del hombre hacia una mujer guapa nos haga sentir inferiores a ésta. Pero esto es un error, puede que ese hombre reaccione con halagos hacía una mujer guapa físicamente, pero, ¿Dónde está el problema de que esto sea así? No hay nada de malo en que la otra persona exprese que una mujer es guapa siempre y cuando se realice con el respeto merecido.

¿Y en el caso de un ? ¿Cómo reaccionan hombres y mujeres?

En ambos casos las reacciones tanto de los hombres como de las mujeres es parecida, va a depender mucho de el tipo de personalidad que ambos tengan y la manera de hacer frente a dichas situaciones, aunque como he dicho anteriormente no debería ser nada malo el que cada uno ya sea hombre o mujer pudiera expresarlo en ese momento

¿Cree que ser más listo o guapo que la mayoría puedes ser un inconveniente o una ventaja? ¿Por qué?

Despuntar sobre el resto, ya sea en belleza o inteligencia, siempre hace que otras personas envidien que esto sea así, pero para que esto no afecte a la persona que lo posee deberíamos aprovechar ese potencial y sacarle el partido que para nosotros merezca ya que tanto uno como otro hará que podamos beneficiarnos de ese valor.

En el caso de que fueran más los inconvenientes que las ventajas, ¿afirmaría que se puede ser demasiado guapo o demasiado listo?

La belleza es un valor subjetivo que va a depender de las otras personas así como de la persona que la posea en que ésta se convierta en una ventaja o en un inconveniente. Siempre que estemos con los pies en el suelo, valoremos y sepamos vivir honradamente con dicho valor sin creernos más que los demás por ser más guapos o más listos, considero que esto no debería convertirse en ningún inconveniente.