¿Qué es el trastorno bipolar?

El trastorno bipolar, también conocido como trastorno afectivo bipolar o como psicosis maníaco-depresiva, es un desorden mental grave que puede ocasionar un gran sufrimiento a aquellas personas que lo padecen. Quienes lo sufren experimentan cambios frecuentes e intensos en su estado de ánimo; así, es normal que pasen de una felicidad exultante a estados de auténtica depresión. Por lo general, entre uno y otro ciclo se intercalan episodios de normalidad.

Se trata de una enfermedad grave con severas consecuencias sobre la calidad de vida de las personas que lo padecen. Sin embargo, con un tratamiento adecuado se puede llegar a conseguir una remisión total de las crisis. Para ello, es fundamental disponer de un diagnóstico certero; e incluso más importante, que tanto el paciente como su familia sean conscientes de la existencia e importancia del problema.

¿A qué se debe el trastorno bipolar?

Las causas del este trastorno no son del todo claras. Tradicionalmente se considera que los dos factores más relevantes son los genéticos y los fisiológicos. Desde el punto de vista genético, se sabe que los antecedentes familiares son un elemento relevante; estos tienen gran importancia a la hora de aumentar la probabilidad de padecer este desorden. Por otro lado, hay que atender también a la perspectiva fisiológica; se cree que desequilibrios bioquímicos o estructuras anormales en las funciones del cerebro pueden ser elementos de riesgo a considerar.

Al margen de las causas que lo puedan ocasionar, lo más común es que este desorden se desencadene al final de la adolescencia o al comienzo de la edad adulta, habitualmente entre los quince y los veinticinco años de edad. Este trastorno afecta por igual a hombres y a mujeres.

¿Cuáles son los principales síntomas del trastorno bipolar?

Las personas con desorden bipolar atraviesan episodios maníacos (con mucha actividad y energía) y depresivos (con nula o baja actividad). Cada uno de estos episodios cuenta con una sintomatología diferenciada.

Fase maníaca:
  • Hiperactividad, presencia de gran energía e ímpetu
  • Propensión a distraerse, dificultad para mantener la concentración
  • Menor necesidad de dormir
  • Involucración excesiva en todo tipo de actividades
  • Poco autocontrol sobre el estado de ánimo y el temperamento
  • Megalomanía, pensamientos irreales sobre uno mismo o sus capacidades
Fase maníaca:
  • Depresión, tristeza, abatimiento constante
  • Dificultades para recordar o para concentrarse
  • Incapacidad para la toma de decisiones
  • Cansancio físico, agotamiento
  • Sensación de culpabilidad, autocompasión o minusvalía
  • Problemas relacionados con el sueño
  • Pérdida o disminución de la autoestima
¿Qué tipos de trastorno bipolar hay?

La clasificación de los distintos tipos de trastorno bipolar existentes es controvertida. Actualmente, no hay un consenso claro al respecto en el mundo científico. Entre las categorías más comúnmente aceptadas, podríamos señalar las siguientes:

Trastorno bipolar tipo I

Las personas con el trastorno tipo I se caracterizan por haber tenido al menos un ciclo de manía en su vida. Esto quiere decir que, para ser diagnosticado con un trastorno tipo I, no es necesario haber pasado por una fase depresiva, si bien es cierto que la inmensa mayoría de los pacientes han pasado por ambos ciclos.

Trastorno bipolar tipo II

En el caso del trastorno tipo II, el factor diferencial se encuentra en que las personas que lo padecen deben haber sufrido al menos una depresión mayor en su vida, así como al menos un episodio de hipomanía (esto es, una fase maníaca moderada). Este tipo de desorden es mucho más difícil de diagnosticar, ya que la hipomanía, a diferencia de la fase maníaca, suele pasar desapercibida; se suelen confundir los periodos de hipomanía como fases de alta productividad del paciente, ya que no se notan las conductas psicóticas que sí que se pueden percibir en un ciclo maníaco.

Trastorno bipolar tipo III

Esta es una categoría discutida, con la que no todos los profesionales están de acuerdo. Este trastorno tipo III hace referencia a pacientes con demencia temprana, desinhibición sexual, conducta impulsiva y cambios frecuentes de ánimo. Quienes defienden la validez de esta categoría la denominan también Trastorno Bipolar Geriátrico, ya que aparece en pacientes de edad avanzada.

Ciclotimia

La ciclotimia es una variación del trastorno bipolar en la que sus síntomas aparecen más atenuados, por lo que los ciclos son de depresión leve e hipomanía. Para que una persona pueda ser diagnosticada de ciclotimia, los síntomas deben prolongarse por una duración mayor a dos años.

Trastorno bipolar no especificado

Cuando un paciente con trastorno bipolar no encaja en ninguna de las categorías anteriores, suele ser diagnosticado como trastorno bipolar no especificado. Esto sucede, por ejemplo, cuando los ciclos de hipomanía son recurrentes o consecutivos.

¿Cómo se trata el trastorno bipolar?

Este tipo de trastorno es una enfermedad mental sobre la que se ha investigado en profundidad, por lo que en la actualidad se dispone de diversos tratamientos sobre el mismo. Esto supone que, en la actualidad, es posible reducir al mínimo o incluso eliminar por completo la aparición de los ciclos maníaco y depresivo.

El tratamiento de este desorden combina tanto técnicas psicológicas como farmacología, además de emplear herramientas para normalizar el entorno social. Esto quiere decir que, además del tratamiento psicológico y médico, es muy importante abordar la perspectiva social del paciente, buscando una buena integración del mismo en su entorno.

En ocasiones, si un paciente no responde adecuadamente a estos tratamientos, puede considerarse la posibilidad de emplear la denominada “terapia electroconvulsiva” o TEC. Además, cuando un paciente se encuentre en mitad de un ciclo maníaco o depresivo y no esté respondiendo adecuadamente al tratamiento, puede ser conveniente que permanezcan ingresados en un hospital hasta que su estado de ánimo se encuentre estabilizado.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…