Saltar al contenido
Discalculia en niños.

Discalculia en niños: cómo ayudarles a superarla

Comprártelo en Redes

Terapia psicológica

Mejora tu bienestar emocional y maneja tus trastornos psicológicos con un psicólogo. Agenda hoy una sesión y comienza tu recuperación.

La discalculia en niños es un trastorno del aprendizaje que afecta a la habilidad de los niños para comprender y trabajar con conceptos matemáticos y numéricos. A menudo pasa desapercibida y puede tener un impacto significativo en la educación y el desarrollo de un niño si no se aborda adecuadamente.

¿Qué es la discalculia?

La discalculia es un trastorno específico del aprendizaje que afecta la capacidad de un niño para adquirir habilidades matemáticas básicas y avanzadas. A diferencia de la dificultad ocasional que puede experimentar un niño en matemáticas, la discalculia es un problema persistente y crónico que no se debe simplemente a la falta de esfuerzo o de interés por parte del niño, esto es, el problema no puede considerarse como un simple fracaso escolar. Es importante comprender que la discalculia no está relacionada con la inteligencia de un niño; de hecho, muchos niños con discalculia tienen un rendimiento académico excelente en otras áreas.

La discalculia se caracteriza por una serie de dificultades en áreas como la realización de cálculos aritméticos, la comprensión de conceptos numéricos básicos, la resolución de problemas matemáticos y la memorización de hechos matemáticos. Estos desafíos pueden manifestarse de diversas maneras y pueden variar de un niño a otro.

Tipos de discalculia en niños y síntomas

La discalculia puede ser dividida en tipos, cada una con sus propios síntomas característicos. En función de dichos síntomas podemos encontrarnos:

Discalculia de procesamiento perceptivo

Este tipo de discalculia se caracteriza por dificultades en la percepción visual y espacial de los números y símbolos matemáticos. Los niños con discalculia de procesamiento perceptivo pueden tener dificultades para identificar y organizar números en una página o para entender la relación espacial entre los números en una operación matemática. Pueden invertir números (por ejemplo, escribir «12» en lugar de «21») o tener dificultades para alinear correctamente los números en columnas durante la suma o la resta. Estos niños a menudo encuentran difícil seguir las instrucciones escritas en problemas matemáticos debido a problemas de comprensión visual.

Discalculia de recuperación verbal

La discalculia de recuperación verbal afecta la memoria verbal a corto plazo de un niño en relación con los hechos matemáticos y las secuencias numéricas. Los niños con este tipo de discalculia pueden tener dificultades para recordar y retener información matemática básica, como tablas de multiplicar o secuencias numéricas. También pueden tener problemas para comprender y recordar términos matemáticos y vocabulario relacionado. Esto puede dificultar su capacidad para resolver problemas matemáticos que requieren la aplicación de hechos y conceptos memorizados.

Discalculia de procesamiento verbal

La discalculia de procesamiento verbal se refiere a dificultades en la comprensión y el procesamiento de conceptos matemáticos cuando se presentan de manera verbal o escrita. Los niños con este tipo de discalculia pueden tener dificultades para entender las explicaciones y los conceptos matemáticos que se les enseñan a través del lenguaje oral o escrito. Pueden tener problemas para seguir las instrucciones verbales del profesor o la profesora o para comprender los enunciados de los problemas matemáticos. Esto puede llevar a un bajo rendimiento en las tareas que requieren la comprensión de conceptos matemáticos a través de la comunicación verbal.

Discalculia primaria

La discalculia primaria se refiere a la discalculia que no está asociada con otros trastornos del aprendizaje, como la dislexia. Los niños con discalculia primaria experimentan dificultades exclusivamente en el ámbito de las matemáticas, sin problemas significativos en otras áreas académicas. Esta forma de discalculia a menudo se diagnostica después de que un niño ha recibido instrucción matemática adecuada y ha demostrado una falta de progreso en esta área.

Discalculia secundaria

La discalculia secundaria es el resultado de una causa subyacente, como una lesión cerebral traumática o una enfermedad neurológica. En este caso, los niños que previamente no tenían dificultades matemáticas pueden comenzar a experimentar problemas después de la aparición de la causa subyacente. La discalculia secundaria a menudo requiere una evaluación y un tratamiento médico específico o neurorehabilitación además de la intervención educativa.

Cómo se diagnóstica la discalculia en niños

El diagnóstico de la discalculia en niños es un proceso complejo que requiere la evaluación de múltiples factores, incluyendo la observación de los síntomas y el rendimiento matemático del niño, así como la consideración de su desarrollo cognitivo y emocional. A continuación, se describen los pasos típicos en el proceso de diagnóstico:

1. Evaluación de los síntomas

El primer paso en el diagnóstico de la discalculia es la evaluación de los síntomas psicológicos o fisiológicos. Los educadores y profesionales de la salud deben observar detenidamente el rendimiento matemático del niño y buscar signos de las dificultades descritas anteriormente, como problemas en el cálculo, la comprensión de conceptos matemáticos y la resolución de problemas.

2. Recopilación de antecedentes

La recopilación de antecedentes es esencial para comprender mejor la situación del niño. Esto puede incluir información sobre el desarrollo temprano, la historia educativa, la exposición a conceptos matemáticos y cualquier evento o lesión que pueda haber desencadenado las dificultades matemáticas.

3. Evaluación psicométrica

Una evaluación psicométrica es una parte fundamental del proceso de diagnóstico. Esta evaluación implica la aplicación de pruebas estandarizadas que miden las habilidades matemáticas, la memoria verbal y otros aspectos cognitivos relevantes. Estas pruebas proporcionan datos objetivos que ayudan a confirmar la presencia de la discalculia y a determinar su gravedad.

4. Descarte de otras condiciones

Es importante descartar otras condiciones que puedan estar contribuyendo a las dificultades matemáticas del niño. Por ejemplo, la dislexia, que es un trastorno de la lectura, a veces puede afectar negativamente las habilidades matemáticas. Además, las dificultades en el procesamiento visual o auditivo también pueden influir en el rendimiento matemático.

5. Evaluación emocional

Las dificultades matemáticas pueden tener un impacto emocional en los niños. La evaluación emocional permite identificar posibles problemas de autoestima, ansiedad o frustración relacionados con las matemáticas. Abordar estos aspectos emocionales es esencial para brindar un apoyo integral al niño.

Tratamiento de la discalculia

El tratamiento de la discalculia en niños es un proceso multifacético que requiere la colaboración entre educadores, profesionales de la salud y la familia del niño. El objetivo principal es ayudar al niño a desarrollar estrategias y habilidades que le permitan superar sus dificultades matemáticas y tener éxito en su educación. A continuación, se presentan enfoques efectivos para el tratamiento de la discalculia:

1. Intervención educativa personalizada

Los educadores desempeñan un papel fundamental en el tratamiento de la discalculia. Es importante proporcionar al niño intervenciones educativas personalizadas que se adapten a sus necesidades específicas. Esto puede implicar la adaptación de métodos de enseñanza, la utilización de materiales visuales y táctiles, y la repetición de conceptos clave para reforzar el aprendizaje, empleados a través de distintas técnicas y disciplinas como puede ser por ejemplo la terapia ocupacional infantil.

2. Enfoque multisensorial

Un enfoque multisensorial implica la utilización de múltiples sentidos, como la vista y el tacto, para enseñar conceptos matemáticos. Esto puede incluir el uso de manipulativos físicos, como bloques numéricos y juegos interactivos que permitan al niño experimentar los conceptos de manera concreta antes de pasar a la representación abstracta.

3. Estrategias de memoria y organización

Los niños con discalculia a menudo tienen dificultades para recordar hechos matemáticos y organizar la información. Enseñarles estrategias específicas de memoria y organización puede ayudarles a superar este obstáculo. Por ejemplo, se pueden utilizar acrónimos, canciones o trucos mnemotécnicos para facilitar la memorización de tablas de multiplicar o fórmulas matemáticas, o se pueden realizar distintos juegos para desarrollar la memoria.

4. Apoyo emocional

El apoyo emocional es esencial para el progreso del niño. Los educadores y la familia deben fomentar un ambiente positivo y comprensivo que ayude al niño a desarrollar una actitud positiva hacia las matemáticas. Celebrar los logros, ofrecer elogios y brindar oportunidades para el éxito puede aumentar la confianza del niño en sus habilidades.

5. Terapia individualizada

En algunos casos, puede ser beneficioso contar con la ayuda de un terapeuta especializado en trastornos del aprendizaje. La terapia infantil puede ayudar de diferentes maneras, abordando tanto las dificultades matemáticas como los aspectos emocionales relacionados con la discalculia. Las sesiones de terapia pueden centrarse en el desarrollo de habilidades específicas, la resolución de problemas y la gestión del estrés.

La discalculia es un trastorno del aprendizaje que puede presentar desafíos significativos para los niños en el ámbito de las matemáticas. Sin embargo, con el apoyo adecuado, los niños pueden superar estas dificultades y alcanzar su máximo potencial en el ámbito académico. La identificación temprana, el diagnóstico preciso y la implementación de estrategias de intervención personalizadas son pasos esenciales para ayudar a los niños a superar la discalculia.

Los educadores, los profesionales de la salud y los padres desempeñan un papel crucial en este proceso, al brindar un ambiente de apoyo, recursos educativos adaptados y estrategias de aprendizaje efectivas. Al comprender los diferentes tipos de discalculia y sus síntomas, así como las opciones de diagnóstico y tratamiento, podemos trabajar juntos para garantizar que los niños con discalculia reciban el apoyo que necesitan para florecer en el mundo de las matemáticas y más allá.

Bibliografía

  1. Butterworth, B. (2005). Discalculia del desarrollo. En J. I. D. Campbell (Ed.), Manual de Cognición Matemática (pp. 455-467). Psychology Press.
  2. Kaufmann, L., Mazzocco, M. M., Dowker, A., von Aster, M., Göbel, S. M., Klauer, K. C., … & Nuerk, H. C. (2013). La discalculia desde una perspectiva evolutiva y diferencial. Frontiers in Psychology, 4, 516.
  3. Wilson, A. J., Dehaene, S., Pinel, P., Revkin, S. K., Cohen, L., & Cohen, D. (2006). Principios subyacentes al diseño de «The Number Race», un juego de computadora adaptativo para la rehabilitación de la discalculia. Behavioral and Brain Functions, 2(1), 19.
  4. Geary, D. C. (2013). Fundamentos tempranos para el aprendizaje de las matemáticas y sus relaciones con las discapacidades de aprendizaje. Current Directions in Psychological Science, 22(1), 23-27.
  5. von Aster, M., & Shalev, R. S. (2007). Desarrollo numérico y discalculia del desarrollo. Developmental Medicine & Child Neurology, 49(11), 868-873.
  6. Rubinsten, O., Henik, A., Berger, A., & Shahar-Shalev, S. (2002). El desarrollo de representaciones internas de magnitud y su asociación con los números arábigos. Journal of Experimental Child Psychology, 81(1), 74-92.
  7. Landerl, K., Fussenegger, B., Moll, K., & Willburger, E. (2009). Dislexia y discalculia: Dos trastornos del aprendizaje con perfiles cognitivos diferentes. Journal of Experimental Child Psychology, 103(3), 309-324.
Ángel Rull

Ángel Rull

Ángel es Licenciado en Psicología por la Universidad Complutense de Madrid y tiene un Máster en Investigación Psicológica Aplicada a las Ciencias de la Salud. Es especialista en manejo emocional, Psicología Positiva y Psicología de la Obesidad. Escribe para medios nacionales como El Periódico sobre Psicología para concienciar sobre la salud mental.

Mas Sobre trastornos psicológicos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×