Saltar al contenido
gestionar-procrastinacion

Procrastinación: ¿Te falta compromiso contigo mismo?

Comprártelo en Redes
Terapia psicológica
Mejora tu bienestar emocional con un psicólogo. Agenda una sesión hoy mismo y da el primer paso hacia una vida más plena.

Clínica Psicológica en  Barrio de Salamanca

Clínica Psicológica en Moratalaz

Clínica Psicológica en San Blas

Clínica Psicológica en Hortaleza

Clínica Psicológica en Vallecas

Psicología Online

La procrastinación es el acto de posponer o retrasar algo intencionalmente. Esto a menudo se hace porque una persona no quiere enfrentar una tarea desagradable o abrumadora, o porque está distraída por algo más interesante. La procrastinación puede tener un efecto negativo en la productividad, ya que las tareas no se completan a tiempo. Las personas que procrastinan también pueden sentirse estresadas y preocupadas por no completar sus tareas.

El acto de procrastinar

Procrastinar es el acto de posponer una tarea o actividad que necesitas hacer. Esta actitud se suele relacionar con el mal hábito de dejar las cosas para el último momento, lo que puede llevar a sentir ansiedad y estrés.

Además, la procrastinación es un hábito negativo que puede afectar significativamente la productividad de una persona. Cuando una persona procrastina, pospone tareas importantes y deja de lado proyectos importantes, lo que reduce su capacidad para alcanzar sus objetivos y lograr el éxito a largo plazo. La procrastinación también puede causar estrés, ansiedad, depresión y frustración. Esto puede afectar la productividad de una persona, ya que se vuelve más difícil motivarse para realizar tareas importantes. Esta falta de motivación puede llevar a una persona a perder el interés en esa tarea o proyecto, lo que reduce significativamente su productividad. Por otro lado, la procrastinación también puede llevar a una persona a perder el tiempo con actividades innecesarias o a distraerse con otras tareas. Esto significa que una persona que procrastina puede tener menos tiempo para realizar sus tareas y lograr sus objetivos, lo que afecta su productividad.

La relación con la salud mental

La procrastinación es un comportamiento en el que una persona pospone intencionalmente la realización de tareas o actividades que requieren un esfuerzo, aunque se sabe que el retraso tendrá consecuencias negativas. Esta conducta está estrechamente relacionada con la salud mental, ya que la procrastinación se asocia con mayores niveles de ansiedad, depresión, estrés, baja autoestima y sentimientos de culpa.

La causa raíz de la procrastinación puede ser difícil de identificar, pero muchas veces se relaciona con problemas de ansiedad, depresión y falta de motivación. Muchas personas que procrastinan tienen dificultades para manejar la presión, el estrés y la frustración. Esta conducta les impide cumplir con sus responsabilidades y compromisos, lo que puede llevar a sentimientos de culpa y vergüenza.

La procrastinación también puede ser una forma de evitar el enfrentamiento de situaciones estresantes o difíciles. Al posponer la tarea, la persona puede evitar el enfrentamiento con el tema y, por lo tanto, evitar el sentimiento de estar abrumados o desesperación que puede acompañarlo.

Ansiedad y procrastinación

La ansiedad y la procrastinación son dos problemas relacionados. La ansiedad puede ser una causa de procrastinación porque la persona puede sentirse abrumada por una tarea o proyecto y, como resultado, posponerlo. Por otro lado, la procrastinación también puede aumentar el nivel de ansiedad al sentir que se está perdiendo el tiempo y que no se logrará cumplir con los objetivos. La buena noticia es que hay algunas estrategias y herramientas que pueden ayudar a manejar la ansiedad y la procrastinación. Estas incluyen la planificación, la toma de descansos, el establecimiento de metas realistas, la búsqueda de apoyo y el uso de herramientas como la lista de tareas pendientes o el calendario.

Estado de ánimo y los problemas de procrastinación

El estado de ánimo es un factor importante en los problemas de procrastinación. La procrastinación a menudo está relacionada con el estado de ánimo, especialmente con la ansiedad y la depresión. Estos trastornos pueden provocar una motivación reducida y una baja autoestima, lo que conduce a la procrastinación. La procrastinación también puede provocar un estado de ánimo negativo, lo que contribuye a un círculo vicioso de procrastinación y un estado de ánimo bajo. Por lo tanto, para tratar los problemas de procrastinación, es importante abordar los problemas de estado de ánimo subyacentes. Esto puede incluir el uso de técnicas de relajación, actividades recreativas, cambios en el estilo de vida y, si es necesario, tratamiento médico y psicológico.

¿Se relaciona la procrastinación con el compromiso con uno mismo?

El compromiso con uno mismo es una promesa que una persona hace a sí misma para alcanzar metas o cumplir objetivos específicos. Esto implica que la persona asuma responsabilidad por su propio éxito, tome decisiones para mejorar su vida y trabaje para superarse a sí misma. El compromiso con uno mismo es el primer paso para alcanzar cualquier objetivo y debe ser tomado con seriedad.

La procrastinación se relaciona con el compromiso con uno mismo. La procrastinación se asocia con la falta de compromiso con uno mismo, ya que significa posponer las tareas que necesitan ser cumplidas. Esto lleva a una falta de autoconfianza, ya que significa no estar comprometido con la realización de los objetivos que uno se ha propuesto. La procrastinación también se relaciona con la falta de disciplina. Si uno no se compromete con uno mismo para cumplir con sus tareas y objetivos, entonces no se está disciplinando para hacerlo. Esto puede llevar a resultados negativos en el futuro. Por lo tanto, la procrastinación y el compromiso con uno mismo están estrechamente relacionados.

Tips para eliminar la procrastinación

La procrastinación puede ser una trampa difícil de evitar. Pero si se toman algunas medidas simples, puede mejorar significativamente su productividad. Estas son algunas estrategias que puede seguir:

1. Establezca metas realistas. Establecer metas realistas es clave para evitar la procrastinación. Si se establecen metas demasiado altas o inalcanzables, es fácil sentirse abrumado y sin motivación para trabajar. Establecer metas realistas ayuda a lograr los objetivos con mayor confianza.

2. Establecer horarios. Establecer horarios para tareas específicas ayuda a mantenerse enfocado y a evitar la procrastinación. Al establecer horarios, también puede establecer una rutina para la realización de trabajos y proyectos.

3. Deshazte de las distracciones. En un mundo con tantas distracciones, puede ser fácil desviarse de la tarea en cuestión. Trate de limitar el uso de teléfonos, televisores y redes sociales mientras trabaja para evitar la procrastinación.

4. Establece límites. Establecer límites en el trabajo puede ser una forma efectiva de evitar la procrastinación. Esto implica establecer un horario de trabajo y cumplirlo. Esto le ayudará a mantenerse enfocado y a evitar la procrastinación.

5. Utilice una aplicación de administración del tiempo. Las aplicaciones de administración del tiempo pueden ser una herramienta útil para evitar la procrastinación. Estas aplicaciones le ayudan a establecer metas y a rastrear su progreso. Esto le permitirá centrarse y cumplir con los plazos.

[ratings]

Picture of Ángel Rull

Ángel Rull

Ángel es Licenciado en Psicología por la Universidad Complutense de Madrid y tiene un Máster en Investigación Psicológica Aplicada a las Ciencias de la Salud. Es especialista en manejo emocional, Psicología Positiva y Psicología de la Obesidad. Escribe para medios nacionales como El Periódico sobre Psicología para concienciar sobre la salud mental.

Mas Sobre psicología y terapias

6 comentarios en «Procrastinación: ¿Te falta compromiso contigo mismo?»

  1. Logré detectar que procrastino mucho inconscientemente. Al querer abarcar muchas cosas y terminar haciendo nada, me hace sentir inútil, enojada conmigo misma y triste de no ser capaz. Yo trabajo en casa y me pasa que cuando trabajo, pospongo todo lo del hogar, porque si hago las tareas diarias como lavar o limpiar, el trabajo se me viene encima. Eso sí, no quedo mal sino que esos días, no duermo, no como, no hago nada más que terminar el proyecto para poder entregarlo a tiempo.

    Aprendí a usar temporizadores para todo, alarmas para citas, etc. Pero aún así, procrastino en cosas simples, pospongo mucho cosas y no es a propósito, irónicamente siempre tengo algo qué hacer.
    Quise usar agenda pero nomas no relleno nada en mi día, casi no salgo a menos que tenga entregas, terminé haciendo un bullet journal que parece mas bien un diario.
    Es agotador. Mi cabeza siempre va a mil x hora.

    1. Hola Lovely.
      Gracias por leer el artículo.
      Entiendo que te genere malestar esta situación.
      Lo cierto es que no siempre es fácil organizarse entre las tareas del hogar, el trabajo, el tiempo libre, etc.
      Sería recomendable que pusieras un horario fijo de trabajo, unas cuantas horas al día y que después desconectases por completo del trabajo, dedicando tu tiempo a ti misma, a las tareas de casa, a estar con amigos y familiares, etc.
      Un abrazo.

      Vega Marcos. Psicóloga de Somos Psicología y Formación.

  2. Buenas noches, me pasa mucho, solo a partir del año pasado comencé a buscar sobre el tema y acepte que tengo problemas de ansiedad y procrastinación. busque en la web como puedo mejorar y algunas cosas como planes pero todos de pago, me pasa que ni empiezo a estudiar trabajo como independiente y a veces ni salgo a trabajar, fue duro aceptar que tengo una condición o mas bien, puedo e leído que lo primero es aceptarlo y empezar a buscar ayuda.
    Soy estudiante autodidacta de programación y aparte todo esto me a llevado a no tener confianza, afecta mi vida social y económica de manera considerable, espero encontrar ayuda y seguir aprendiendo para mejorar día a día.

    1. Hola Cristian.
      Gracias por tu comentario.
      Me alegra saber que te estás poniendo manos a la obra a entender más sobre el tema y a conocerte más a ti mismo. Te felicito por ello.
      ¿Esto te ha ocurrido siempre? ¿Desde cuándo te sientes así?
      ¿Qué cosas te motivan? ¿Te sientes ilusionado por algo?
      Un abrazo.

      Vega Marcos. Psicóloga de Somos Psicología y Formación.

  3. Gracias por compartir esta información que resulta de gran ayuda, no solo para mí, sino también para los que ya he leído que agradecen.
    En mi caso, me pregunto¿porqué es tan constante el sentirme motivada por algo en particular y al cabo de un tiempo ésa motivación desaparece en cuanto se presenta un desafío que requiere esfuerzo y dedicación? Vengo trabajando en el tema del temperamento y el carácter pues el primero lo tengo fuerte y el segundo débil, ya que reacciono con emociones fuertes ante situaciones que me demandan sobriedad.
    También tengo dificultad con la disciplina y para concentrarme. Estoy en quinto semestre de psicología, soy mamá, esposa, y consejera, amo lo que puedo ser y hacer, pero a veces siento que algo no funciona bien en mí…
    Quiero saber qué me ocurre…sospecho de un TDEA, la hiperactividad ya está controlada, pues tengo casi 40

    1. Hola Erica.
      Gracias por tu comentario y por leer el blog. Agradezco mucho tu participación.
      Parece que cuando algo te requiere más esfuerzo, terminas dejándolo. ¿Es así? ¿Puedes ponerme un ejemplo? ¿Desde cuándo te ocurre esto?
      ¿Alguna vez has sido evaluada de déficit de atención?
      Enhorabuena por estar terminando Psicología.
      Un abrazo.

      Vega Marcos. Psicóloga de Somos Psicología y Formación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Necesitas ayuda psicologica?

×