Forum

Avisos
Limpiar todo

Mi ex-pareja tiene depresión y yo tengo trastorno de ansiedad.

Stephania
(@stephania)
Nuevo miembro

Buen día, agradezco de antemano el espacio y a quien lea este post larguísimo.

Hace un año y 3 meses que tenía una relación con un hombre de 25 años, yo tengo 26. Los primeros tres meses fueron muy bonitos, mucho cariño, compenetración y felicidad. Después de 3 meses la relación cambió, él empezó a presentar los síntomas de la depresión paulatinamente, al principio como no sabíamos del diagnóstico sino hasta varios meses después, yo me sentía muy insegura en la relación ya que él había dejado de tener el comportamiento cariñoso y cursi del inicio y era cada vez más apático, ya no quería comunicarse tanto y en general todo tomo un tono más parco y él se irritaba más, lo que me preocupó en sobremanera (porque yo ya había vivido situaciones así antes) y eso empezó afectar mi propio trastorno, donde tenía miedo a que la relación terminara constantemente (ya que, de hecho, el abandono es miedo principal que estoy trabajando en terapia). Antes de que lo diagnosticaran, me decía que se sentía solo, porque sentía que no tenía amigos y a veces desaparecía algunos días y yo no entendía que le sucedía, lo que a mí me angustiaba muchísimo, porque desde la pandemia él teletrabaja y prefería no salir de su casa, por lo cual no tiene mucho contacto con otras personas. Luego, me di cuenta que también había empezado a evadir y alejarse de las personas con las que a veces compartía algunos espacios antes de la pandemia, compañeros de antiguos trabajos y de su universidad, quedándose más y más aislado. Solo salía a fuera cuando yo iba a su casa para comprar víveres o cuando iba a visitar a su madre que vive en otra cuidad, esto último, muy de vez en cuando. En ese momento vi que no solo era la relación la que estaba viéndose afectada por su comportamiento desinteresado, sino que ya afectaba hasta sus cuidados básicos personales, por lo cual le sugerí que empezara terapia, porque era evidente que algo no andaba bien en él. Él acepto luego de unos meses y empezó a ir a terapia desde Julio de este año, lo cual me alegró muchísimo. Sin embargo, mi trastorno está muy alerta siempre, el miedo de que la relación se acabará reaparecía reiteradas veces en mi cabeza y era doloroso pensar que había perdido su interés en mí también, lo cual a veces podía gestionar y otras veces no, me sentía impotente de no recibir lo mismo que al inicio de la relación. 

A veces intentaba señalarle que deseaba que fuera más cariñoso y él a veces lo intentaba, pero la mayoría de las veces, esta insistencia resultaba haciendo el efecto contrario. Sabía que la depresión suele afectar las relaciones de pareja, él decía que me amaba, tenía gestos que no eran los actos cariñosos que esperaba, pero que me demostraban que aún me quería, él decía que no era que me hubiese dejado de querer, que solo sentía que el aspecto romántico y cursi no le estaba fluyendo. Entendiendo eso, yo intente dejar de insistirle con eso del cariño y lo romántico, a veces tenía la disposición y a veces no. El sexo era algo que aún no se había afectado, pero poco a poco también disminuyó y así. Me informé más de la depresión intenté pedirle consejo a mi terapeuta (a la cual desgraciadamente solo puedo ver una vez al mes) y decidí intentar apoyarle como pudiera. Empecé a pasar más tiempo en su casa, lo ayudaba con los quehaceres de su hogar y compartíamos algunos momentos luego de su trabajo; eso parecía fortalecerlo y a mi también (aunque a veces no podíamos compartir tiempo de calidad, ya que su trabajo era muy absorbente y empezó a tomar unos cursos en la noche). A veces yo tenía una qué otra crisis porque estaba pasando también momentos difíciles, acaba de terminar la carrera profesional, estaba en búsqueda de trabajo y tenía muchos problemas familiares. En ese momento él me apoyó y la relación se tornó con más y más compromiso, confianza e intimidad. Aun con todo esto, sentir la falta de dulzura, ternura y de detalles cariñosos de mi pareja me afectaba, yo intentaba no pensar en todo eso, pero él notaba que mi ánimo también decaído por eso y que yo me sentía insegura porque no sabía que era por la depresión y que no. A veces me encontraba a mí misma sintiendo que él no me quería y me iba a abandonar, pensando cosas terribles, pensando que todo era una excusa, pensando que su depresión no era la causa de su apatía conmigo; esos pensamientos me dolían mucho, provocando inestabilidad emocional en mí y a veces algunas crisis de ansiedad fuertes. 

La relación continuó, hubo un punto hace tres meses donde cuestionamos el seguir en la relación porque él sentía que yo estaba muy insatisfecha y que yo realmente no debía esperar a que él mejorará porque él no sabía si eso iba a pasar, que podía buscar a alguien mejor; pero yo insistí que realmente quería acompañarlo, que lo amaba, que solo deseaba estar con él y que realmente eran más los mejores momentos aun sin esas cosas que yo deseaba, que los malos; que realmente quería replantearme si esas demostraciones de afecto específicas que yo quería realmente eran tan importantes para mí, o si en realidad era algo de lo cual yo podía prescindir, que también quería aprender a valorar los actos que para él eran de cariño y que yo no los detectaba así, ya que sentíamos que la relación al final trascendía más allá de esas demostraciones románticas convencionales y estaba en las pequeñas cosas cotidianas de la convivencia, donde había consideración, confianza y el vínculo que eso formaba en nosotros. Entonces decidíamos seguir, las cosas no cambiaron mucho, pero hacíamos nuestro mejor esfuerzo y yo veía su esfuerzo por avanzar y mejorar, lo cual me alegraba.

Claramente había altibajos, él iba a terapia cada 15 días, me había ofrecido pagarme particularmente la asistencia psicológica para que yo pudiera también tener consulta cada quince días, pero no lo acepté porque él con sinceridad ya había hecho mucho por mí y no quería seguir dependiendo de él. Hace unos días decidimos terminar, la verdad todo pasó muy rápido y claramente aun no me repongo. Discutimos a acusa de que exprese de una forma negativa nuevamente su carencia afectiva, siento que no fui empática con su situación, le expresé cosas que creo que no manejé con tacto y que él se tomó muy mal; al punto que me dijo que él sentía que me estaba haciendo daño y que realmente, aunque me amara no se sentía capaz de darme el cariño que busco. Le costó mucho hablar de él y tuvo que hacer un esfuerzo por hablar de él en tercera persona para poder expresarme que realmente sentía un desinterés muy grande por todo, incluido eso romántico ahora, que él sabe cuándo yo tengo la necesidad de ciertos gestos, cuando estoy triste y cuando necesito más, pero que el simplemente no sabe cómo reaccionar o que hacer, que cuando yo llegaba a su casa el ánimo le duraba los primeros días y luego volvía a estar apático, que también sentía miedo de que él sabía que podría manipularme para que yo actuara de cierta forma porque ya me conoce y ya le resulto predecible, por lo cual no quería hacerme daño; que yo no tenía que atarme a él, porque él no sabía si podía recuperarse. Al verlo sentirse tan culpable e incluso afirmar eso, sentí que se autopercibía como una mala persona. Me dolió darme cuenta que también yo lo estaba lastimando al presionarlo con el tema del cariño. Tema que de verdad intente cuestionar y trabajar, pero al final, parece que, si necesito, pero que no se si es por mi trastorno al necesitar tanta atención o porque como persona necesito específicamente ciertos gestos románticos para sentirme querida. 

Me da mucha tristeza esta situación, terminamos en mutuo acuerdo, así como intentar estar lejos un tiempo, para ver si podemos acompañarnos así sea desde la amistad, pero me preocupa su situación, incluso más que la mía, él se aísla, vive solo y no quiero dejarlo solo, yo al menos tengo cerca a mi familia y a un círculo de amigos íntimos. Siento una determinación muy fuerte por el amor que le tengo y el tiempo que hemos compartido de querer volver con él, pero sé que sería volver a la misma situación sin saber realmente como construir una relación sana para ambos ¿habría una manera de poder llevar esto sanamente si decidiéramos volver? o con sinceridad ¿sería mejor que cada uno intentara seguir trabajando en su trastorno sin volver a la relación?

 

 

RespuestaCitar
Topic starter Respondido : 04/11/2021 12:31 am
Vega Marcos
(@vega)
Miembro prominente

@stephania hola.

Gracias por hablarnos de tu historia. Agradezco mucho tu participación y el esfuerzo que has hecho en escribir todo esto.

Entiendo que habéis tratado de llevar la relación lo mejor posible pero que ahora mismo no podéis estar bien como pareja. El malestar que él tiene, deteriora mucho la relación de pareja y te hace sentir mal.

Quizá lo mejor sea que paséis una temporada separados para reparar el daño que tenéis cada uno a nivel individual y puede que con el tiempo podáis retomar la relación de una forma más sana y mejor para vosotros.

Te mando mucho ánimo y un fuerte abrazo.

 

 

RespuestaCitar
Respondido : 04/11/2021 12:49 pm
Compartir:
91 166 50 47
Pide cita